actualizado el
22/12/14

 buscar en el sitio
 servicios
 enlaces
 agregar a favoritos
 recomendá el sitio
 quienes somos
 herramientas
 mapas
 el clima
 horas,medidas &
 distancias
 tipo de cambio
 aeropuertos
 la electricidad
 lista para viajes
 accesos a
 embajadas
 oficinas de turismo &
 cybercafes
 
   buceo / informes
Que conviene saber p/ bucear en Tailandia

Tailandia está bañada por el Mar de Andaman del Océano Indico al oeste y por las aguas del Golfo de Siam al este, su territorio limita con Burma, Camboya y Malasia y es heredero de una historia y cultura notables

Habitantes amistosos y serviciales, hermosos parques nacionales, con alternativas de alojamiento al alcance de todos los presupuestos, y una extraordinaria gastronomía que incluye gran variedad de frutas exóticas.

Actualmente en Tailandia se puede experimentar una gran variedad de buceos, mucha recreación de buen nivel, celestiales islas tropicales y playas de inmaculadas arenas blancas.

Algo digno de mención es la constante preocupación oficial y de la comunidad del buceo por la protección y conservación del medio ambiente submarino. En tal sentido es dable esperar que de continuarse las políticas actuales, dichas riquezas se mantengan para el beneficio de las futuras generaciones.

Estas son las principales características de buceo que observaremos en Tailandia:
- visibilidad submarina que a menudo alcanza los 30 m, y puede llegar a 45 m
- mares calmos y con una temperatura del agua que promedia los 28 ° C
- centenares de variedades de coral, peces de arrecifes y otras especies marinas
- muy buenas posibilidades de tener encuentros con tiburones ballenas o manta rayas
- variedad de sitios de buceo dentro del rango de un día de navegación y buena oferta de cruceros "vida a bordo" a lo largo de todo el año
- experimentados operadores de buceo con todo el equipo que hace falta para bucear con seguridad
- renombrados paraísos para las inmersiones como las islas Similan, los bancos de Burma o las islas de Adaman


Entre las áreas de buceo está: Pattaya, cerca de Bangkok; las islas sureñas del Golfo de Tailandia; y las dos zonas de buceo en el Mar de Andaman en la costa occidental del istmo de Tailandia.

Phuket es probablemente el mejor sitio de buceo del país por sus cálidas y cristalinas aguas, sus espectaculares arrecifes y una colorida selección de vida marina.

Una de las zonas de buceo más famosa es la de las islas Similan, al noroeste de la isla de Phuket, cuyas nueve islas de deslumbrante belleza, son frecuentadas por la riqueza de vida marina, sus aguas cálidas y cristalinas, muchos sitios de buceo y un mar constantemente calmo.

Aproximadamente 180 km al noroeste de las islas Similan, encontramos al archipiélago Mergui y los bancos de Burma, una serie de elevaciones submarinas que casi alcanzan la superficie desde unos 350 m de profundidad.

Con corrientes variables y una visibilidad entre los 10 y 50 m, son inevitables los encuentros con tiburones nodriza (casi 3 m) y puntas de plata, resultando muy emocionante observar como nadan alrededor de uno.

Quienes lleven cámara de fotos, no tendrán suficientes rollos de película para documentar lo que ven.

Unos 350 km más al noroeste, las no muy exploradas islas de Andaman, en el Océano Indico, ofrecen interminables posibilidades de inmersión. Cerca de la frontera con Burma, la Piedra de Richelieu, es uno de los mejores lugares del mundo para nadar con el apacible tiburón ballena, con ejemplares de casi 15 m de longitud.

Otra conocida área de buceo frecuentada por los "vida a bordo" es Shark Point y Koh Phi Phi, con una gran variedad de corales suaves, como así también por la posibilidad de visualizar al dócil tiburón leopardo, que alcanza hasta 2 m.

Continuando hacia el sur nos esperan islas deshabitadas, cubiertas de selvática vegetación y rodeadas de cristalinas aguas azules, con paredes submarinas de más de 60 m de caída vertical, espectaculares corales, gran variedad de peces y por supuesto el majestuoso tiburón ballena. Las bellas islas Koh Racha Yai y Noi, al sur de Phuket, ofrecen buceo en corrientes, gran visibilidad y magníficos corales duros.

Autor: Carlos Reyes

 

(click en las fotos)